Pasar al contenido principal
CERRAR

Campesinos en Caquetá buscan diálogo para frenar la desforestación

Dicen no a las operaciones militares para frenar la deforestación. Buscan soluciones pactadas con las comunidades locales.

Con la consigna “no somos delincuentes, somos campesinos”, cerca de 300 trabajadores del campo, representantes de organizaciones sociales, docentes y jóvenes de Cartagena del Chairá, llegaron hoy hasta la capital de Caquetá, Florencia, para recorrer las principales calles y exigir al Gobierno Nacional un diálogo que permita frenar la deforestación de la mano con las comunidades directamente afectadas.

Según Óscar Pareja, representante de la Mesa de Concertación Campesina y Agroambiental de Cartagena del Chairá, la estrategia Operación Artemisa, ejecutada por el Ejército de Colombia y el incumplimiento de los acuerdos de paz firmados entre el Gobierno Nacional y la extinta guerrilla de las Farc, ha traído graves consecuencias para la seguridad de las comunidades que habitan en zona rural del municipio, específicamente en territorios que están declarados como reserva forestal por la Ley 2 de 1959.

De acuerdo con Pareja, son cerca de 3 mil familias afectadas, las que, pese a habitar en el sector hace más de 40 años, actualmente son perseguidas por el Ejército porque no tienen documentos que validen su propiedad sobre la tierra.

“La solución a la deforestación no es militar, necesitamos una solución concertada y concreta, donde el mismo campesino pueda parar la deforestación porque va a tener un sustento” aseguró Pareja.

Desde su creación en octubre del 2020, la Mesa de Concertación Campesina y Agroambiental de Cartagena del Chairá, los campesinos afectados por esta situación constituyeron una agenda de 13 puntos que fue propuesta al Gobierno Nacional, en la que incluyen la no persecución e insisten en la concertación y el diálogo para llegar a acuerdos; no obstante, según Pareja, continúan los operativos que hasta la fecha han dejado cerca de 40 personas de la zona capturadas y 70 más judicializadas.

Durante la jornada que se desarrolló en Florencia con el propósito de visibilizar la problemática, los cerca de 300 marchantes se congregaron en el polideportivo del barrio Juan XXIII.

“Lamentamos profundamente que todas las instituciones que citamos no hayan llegado a dialogar con nosotros”, añadió el líder campesino, quien reiteró que esperan que haya una solución pronta, concreta y acordada, que incluya una modificación a la Ley 2, la sustitución voluntaria de cultivos de uso ilícito y la Reforma Rural Integral, como se definió en el acuerdo de paz firmado en 2017.

ETIQUETAS

00:00:00
Al aire
100%
X