Pasar al contenido principal
CERRAR

Denuncian irregularidades en obras del puente de la quebrada La Perdiz en Florencia, Caquetá

Durante la auditoría, no se evidencian los pagos de seguridad social del personal que laboró en la construcción.
Katerine Vargas

Una vez concluido el proceso auditor de la obra de construcción del puente vehicular sobre la quebrada La Perdiz, en la Avenida Bruno del Piero en Florencia (Caquetá) y recibida la controversia por parte de la administración municipal, la contralora de Caquetá, Sugey Hernández dio a conocer que fueron encontrados nueve hallazgos administrativos, ocho disciplinarios, uno de carácter penal, dos más relacionados con temas fiscales por alrededor de 1.783 millones de pesos y un proceso administrativo sancionatorio por no presentar información a la entidad de control durante la vigencia de la obra, pese a haber sido solicitada en reiteradas ocasiones.

Entre algunas de las irregularidades señaladas por Hernández, se destaca que la auditoría evidenció que existen gastos por 13 millones 408 mil pesos de imprevistos no justificados durante la obra, así como la ejecución del contrato sin veeduría, pues, aunque el municipio cuenta con un acta de constitución de veeduría por dieciséis meses, tiempo que se agotaba en agosto de 2020, el puente fue entregado en julio de 2021. “Quiere decir que, desde el año pasado, la obra no tuvo a bien continuar con la vigilancia de la comunidad” indicó.

En el mismo sentido, tras la evaluación, el órgano de control concluyó que la administración de Florencia no ejerció su rol para declarar la caducidad del contrato, o exigir al contratista e interventor dar cumplimiento en los plazos establecidos. Además, Hernández destacó que la obra no se ejecutó bajo el diseño y los estudios previos, pues estos documentos establecían que 29 predios aledaños al área de construcción del puente debían ser adquiridos, sin embargo, cuando empezó la obra solo se había cumplido dicho propósito con nueve de las 23 viviendas.

“También vemos que el contrato se suscribió por un valor inferior a lo que establecían los diseños y el mismo estudio previo, pero durante su ejecución se llevaron a cabo unas adiciones superando el valor inicial”, reconoció.

Así mismo, manifestó que pese a que el valor incrementó, se dejaron de ejecutar obras complementarias al puente que hacían parte del diseño como una plaza o malecón. Indicó que no se evidenciaron los pagos de seguridad social del personal que laboró en la construcción.

Por último, Hernández reconoció que los dos hallazgos fiscales en el proceso de auditoría a la obra de infraestructura determinan un presunto detrimento patrimonial que suma un total de 1.783 millones de pesos.

Artículos Player

ETIQUETAS

00:00:00
Al aire
100%
En
+Colombia
Exploremos
Señal