Pasar al contenido principal
CERRAR

Edificio Aquarela en Cartagena tendrá un año más de plazo para su demolición

Debido a las afectaciones de la pandemia, Alcaldía de Cartagena y por el Gobierno Nacional gestionaron este nuevo plazo.
Actualidad
Foto: Colprensa
Radio Nacional de Colombia
Artículos Player

La demolición del polémico edificio Aquarela, cuya ubicación a pocos metros del Castillo San Felipe en el barrio Torices, que tiene en riesgo la declaratoria de Patrimonio Histórico de Cartagena de la Unesco, deberá esperar un año más.

Este nuevo plazo fue gestionado por la Alcaldía de Cartagena y por el Gobierno Nacional ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), teniendo en cuenta todas las dificultades que se han presentado en medio de la pandemia del Covid-19.

Isabela Restrepo, directora de la Fundación Centro histórico, entidad que cumple una función de veeduría para la protección y la sostenibilidad del Patrimonio Cultural, Inmaterial y Material de Cartagena, explicó que “el Gobierno Nacional logró de la mano del Administración Distrital correr el plazo que se había establecido previamente la UNESCO, logrando moverlo hasta el 1 de diciembre de 2022, debido a la pandemia del Covid-19. La Unesco urge al Estado colombiano para tomar medidas en la demolición de este edificio y de esta manera mitigar la afectación que ocasiona al patrimonio cultural de Cartagena”.

Tanto el Gobierno Nacional como el Distrito de Cartagena insisten en que la demolición sigue siendo la principal medida para mitigar el impacto negativo que tiene para Cartagena esta obra porque se construyó a pocos metros del Castillo de San Felipe, un bien de interés cultural.

La Unesco ha reiterado en varias ocasiones que en el 2023 se realizará la 46ª reunión del Comité de Patrimonio Mundial, donde Colombia deberá presentar un informe sobre el estado de conservación del bien como Patrimonio Histórico de la Humanidad, declaración dada a Cartagena de Indias por la Unesco en noviembre de 1984.

Es importante resaltar que la Agencia Nacional de Defensa Jurídica del Estado instauró una demanda contra los constructores del edificio Aquarela en Cartagena. La acción de reparación directa busca que la promotora Calle 47 S.A.S, indemnice al Estado colombiano por las presuntas afectaciones causadas al patrimonio cultural de Cartagena tras la ejecución de la obra de la primera torre del proyecto habitacional, la cual desató toda una polémica porque estaría impidiendo la visibilidad del Castrillo de San Felipe de Barajas.

Hace pocos meses se dio a conocer a la opinión pública que La Unidad Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD), el Ministerio de Cultura y la Alcaldía Distrital de Cartagena de Indias, suscribirán un convenio que permitirá la restitución del espacio público ocupado por Aquarela, establecido por una Inspección de Policía y la posterior demolición del edificio.

Constructores mantienen procesos jurídicos

Por su parte, los constructores del Proyecto Aquarela, Promotora Calle 47, manifestaron a través de un comunicado que mantendrán todos los procesos jurídicos, teniendo en cuenta que para ellos hubo falta de control por parte de las autoridades, tanto de Cartagena como del país, las cuales desataron graves daños a los promotores el edificio y a las personas que adquirieron los apartamentos.

“Los constructores del proyecto habitacional Aquarela, reunidos en Promotora Calle 47 SAS, continuarán atendiendo todos y cada uno de los requerimientos en el marco de los procesos legales en marcha, incluida la demanda contra el Estado colombiano instaurada en octubre de 2019 ante los graves daños continuados y permanentes contra los constructores y compradores de vivienda en este proyecto habitacional debidamente licenciado”, expresaron los constructores en el comunicado.

00:00:00
Al aire
100%
X