Radio Nacional de Colombia
Transmisón Señal Radio Nacional de Colombia
Transmisión Señal Clasica
Transmisón Señal Llanera
Transmisón Señal Digital
Transmisón Señal Andina
Transmisón Señal Andina
Transmisón Señal Caribe
Foto: Sandro Sánchez, RTVC

‘Estampas vallenatas’, el sello de Carlos Melo en la Radio Nacional

En la Radio Nacional de Colombia lamentamos el fallecimiento de Carlos Melo, y retomamos este artículo escrito por la periodista Karen Aroca en febrero de 2016. 

“La Radiodifusora Nacional de Colombia presenta Estampas Vallenatas. Colombia canta una de las expresiones más autenticas de nuestro folclor. Les habla Carlos Melo Salazar”, es la voz que durante 16 años acompañó al ritmo de acordeones a los oyentes de Radio Nacional de Colombia, más recordada durante décadas como Radiodifusora Nacional.

Corría el año 1985, cuando un 17 de mayo, Carlos Melo, oriundo de Santa Marta recibió la propuesta para trabajar en la Radiodifusora Nacional de Colombia y no dudo en quedarse y dedicarse de tiempo completo a la “vallenatología”, como él y muchos expertos del género musical le dicen.

— Como yo estaba bien asesorado me recomendaron en la Radiodifusora y además por aquello de que era costeño — dice Melo sonriendo a su esposa.

— ¡Es que era muy borracho! — dice Jane entre carcajadas, la mujer con la que decidió tener tres hijas.

— ¡Es que tomábamos trago! — reconoce Melo mirándola con picardía.

Ese es Carlos Melo, un samario que dice que nunca impostó la voz. Y es que al escucharlo se le cree porque fluye con naturalidad y neutralizando el acento que sabe disimular muy bien cuando tiene al frente un micrófono.

“Yo soy asmático de nacimiento. Estudié en el colegio más importante de Santa Marta el Liceo Celedón. Ahí hacían las celebraciones con poesías todos los sábados pero ponían el micrófono y una vez yo no sé por qué me acerque al micrófono que estaba solito cuando dije algunas palabras y alguien que salió me dijo: Uy Carlos Melo, tremenda voz que tienes. Es bueno que te metas a la radio. Y así fue como nació mi inclinación por la radio”, cuenta Melo, quien se esfuerza por recordar y dice que ya a sus años tiene una memoria “regulimbis”.

Festival tras Festival de la Leyenda Vallenata estuvo Carlos Melo a cargo de la transmisión para la Radiodifusora Nacional de Colombia. En la primera versión en la que estuvo, en 1986 cuando llegó a Valledupar, quedó enganchado con todo lo que ocurría en la capital del Cesar.

“Unos días antes y después nos quedábamos prácticamente dos o tres días para organizar el material que se grababa ahí en la Radiodifusora Nacional de Colombia, así se llamaba después de Radio Mundial, la estación Mundial, que era dinámica en el día y melódica en las noches”, cuenta Melo como si estuviera presentando los espacios radiales de aquellos tiempos de antaño.

De los compañeros de transmisión de la época son pocos los recuerdos y le cuesta mucho el ejercicio de memoria. Sin embargo, Carlos Melo cuenta de Roque Julio Saavedra que lo acompañó en más de un festival.

"¡Caramba! ¡Erdaaaaa, llegó Carlos Melo, que va a transmitir el festival, compadre, bienvenidito!, así hablaban cantadito cuando me recibían por allá", dice Melo imitando el acento vallenato que caracteriza a quienes nacen en este departamento del país.

Rafael Escalona, Alejandro Durán, Calixto Ochoa, Jorge Oñate, Alfredo Gutiérrez, Luis Enrique Martínez, entre tantos compositores e intérpretes hacen parte de la lista de personajes que Carlos Melo tuvo al aire más de una vez. Ahora, casi 30 años después, quisiera decir más, pero ya la memoria le juega “malas pasadas”, como dice este apasionado de la radio que la escuchaba desde niño en su natal Santa Marta.

“Yo de niño viví en la finca La Paulina, cuando estaba la United Fruit Company, en el departamento del Magdalena. Ahí solo se oía lo que de vez en cuando se ponía en la radio y yo oía de a poquitos, sin mayor expectativa”, recuerda Melo que escuchaban la radio y los ritmos de la época que él dice extrañar como el bolero, la guaracha, el mambo y el merecumbé.

Sin embargo, para Carlos Melo el vallenato perdura y queda en la memoria como los poemas, que aún declama a viva voz aunque se le olvide una que otra rima. “Me gusta cuando callas, porque estás como ausente….”, de Neruda e incluso vallenatos que son sus poemas más sublimes.

Ahora, 14 años después de salir de la entonces Radiodifusora Nacional, este samario permanece en casa y no descarta la posibilidad de sentarse frente a un micrófono de nuevo. Y aunque el asma es la enfermedad que lo ha puesto algo tímido desde niño para dudar sobre la potencia de voz, desde la sala de su casa todo suena muy diferente porque retumba como en aquellas transmisiones legendarias que hizo por más de una década del Festival de la Leyenda Vallenata.

“Yo tengo 75 y fíjate que no he perdido la voz, gracias a Dios”, concluye diciendo con orgullo y agradeciendo la visita de la móvil de Radio Nacional de Colombia a su casa.

Escuche aquí el programa ‘Estampas Vallenatas’ de Carlos Melo Salazar, en la edición No. 28 del Festival de la Leyenda Vallenata, realizada en Valledupar en abril de 1995.