Radio Nacional de Colombia
Transmisón Señal Radio Nacional de Colombia
Transmisión Señal Clasica
Transmisón Señal Llanera
Transmisón Señal Digital
Transmisón Señal Andina
Transmisón Señal Andina
Transmisón Señal Caribe

30 años después, familiares de las víctimas del Palacio de Justicia continúan en la lucha por la verdad

Luego que la Fiscalía General de la Nación revelara el hallazgo de los restos de Cristina del Pilar Guarín Cortés, Luz Mary Portela León y Lucy Amparo Oviedo Bonilla, víctimas de los hechos ocurridos del 6 y 7 de noviembre de 1985 en el Palacio de Justicia, sus familiares manifestaron que aunque es un alivio, es tan sólo el comienzo de la búsqueda y de la lucha de 30 años por conocer la verdad.

Para los familiares de los llamados desaparecidos, el hecho es un primer paso para esclarecer las circunstancias en que fallecieron sus seres queridos durante las operaciones de retoma del complejo judicial.

"Demandamos que se establezcan las circunstancia, razones y responsabilidades de sus muertes, como la de las demás víctimas del Palacio. Resaltamos que el magistrado Carlos Horacio Urán y el militante del M-19 William Almonacid fueron sacados con vida del Palacio, desaparecidos, ejecutados y luego sus cuerpos fueron introducidos en la escena de los hechos, como probatoriamente se ha ido estableciendo", aseguró René Guarín, representante de los familiares de las víctimas que perdió a su hermana Cristina del Pilar Guarín, quien en su momento se desempeñaba como funcioanria de la cafetería del Palacio de Justicia.

Según los familiares de estas víctimas, cuyos restos fueron encontrados 30 años después, aún están a la espera de una respuesta por parte del Estado, ya que a través de vídeos se ha dado conocer que aquel 6 de noviembre de 1985 tanto Cristina Guarín, como Luz Amparo Oviedo salieron vivas del Palacio e incluso hicieron llamadas desde el interior de la Casa del Florero.

Asimismo, en el caso de Luz Mary Portela León, quien también trabajaba en la cafetería en el día de los hechos, hay cuatro testigos que aseguran haberla visto con vida, entre los que se encuentran la periodista Julia Navarrete.

"Seguimos luchando para que el Estado cumpla la sentencia interamericana, hagan la entrega digna del cuerpo de mi hermana con una verdad y con una no repetición de estos hechos. Seguimos en la lucha con los demás familiares proque después de 30 años somos ya una misma familia" , dijo Milena Portela, hermana de una de las víctimas de estos hechos a través de Radio Nacional de Colombia.

Desde el Instituto de Medicina Legal, lo familiares manifestaron estar a la espera del cumplimiento de la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos del 14 de noviembre del 2014, que condenó al Estado por no garantizar la justicia a los familiares de las víctimas, ni adelantado "labores de búsquedas serias y diligentes conforme a sus obligaciones".

Por su parte, Jorge Molano, abogado de los familiares de las víctimas, dijo que aunque ya se entregaron los restos de tres de los desaparecidos, se continuará trabajando por esclarecer la verdad y para que con apoyo de veeduría internacional no se presenten amenazas para quienes hacen parte del proceso de investigación de los hechos.

"Aquí nos preocupa establecer que se han seguido diferentes niveles de hostigamiento sa quienes intervienen en los casos y nos preocupa que esas labores de hostigamiento incidan en las labores científicas que deben realizarse y que afecta la tranquilidad que requiere la Justicia y que requiere las víctimas que esperan un desarrollo.", aseguró.

Treinta años después, las víctimas solicitan apoyo internacional y coinciden en que los crímenes ocurridos en el Palacio de Justicia no han sido debidamente sancionados, ya que hay impunidad impulsada por altos oficiales de las Fuerzas Militares que estarían comprometidos con los hechos.

"Solicitamos una veeduría y acompañamiento internacional por las injerencias indebidas de la inteligencia militar y las profundas irregularidades a lo largo de estos treinta años", concluyó René Guarín al dar lectura de un comunicado firmado desde el Instituto Nacional de Medicina Legal por los familiares de las víctimas que hoy desde muy temprano se enteraron de la noticia del hallazgo de sus restos.

Por: Karen Aroca


Foto: ips.org

Dos mujeres siguen desaparecidas por retoma del palacio de justicia en 1985 

María Isabel Ferrer de Velásquez y Libia Rincón Mora quienes habían sido, según las investigaciones, dadas como fallecidas en la retoma del Palacio de Justicia tras la toma del M-19, son declaradas desaparecidas.

El fiscal General, Eduardo Montealegre aseguróque tras años de indagaciones se confirmó la identificación de Cristina del Pilar Guarín, Luz Mary Portela y Lucy Amparo Oviedo.

Las mencionadas mujeres estuvieron el 06 y 07 de de noviembre de 1985 en el interior del recinto que fue tomado por un grupo de integrantes de la desparecida guerrilla M-19 y que horas más tarde fue retomado por la fuerza pública.

Luego de varias investigaciones se determinó de parte del ente acusador, que los restos de Cristina del Pilar Guarín se encontraron en una fosa común en el cementerio Jardines de Paz, y luego de las labores judiciales, gracias a las pruebas de ADN adelantadas por científicos forenses, se identificó.

Entre tanto, sobre Lucy Amparo Oviedo, quien era auxiliar de cocina de la máxima sede de justicia, el señor Montealegre precisó que tras examinar dos cajas que hacían parte del proceso como pruebas en custodia, se identificó a la mujer.

“Los restos óseos fueron exhumados en el cementerio del Sur en 1998”, dijo el Fiscal General.

Por último el caso de Luz Mary Portela, y quien según reveló, ese 06 de noviembre iba a cumplir una cita con el presidente de la Corte Suprema de Justicia, magistrado Alfonso Reyes Echandía, sus restos óseos se encontraron en Jardines de Paz.

Sin embargo, aunque las familias de las personas encontradas ya poseen una noticia sobre sus familiares, las señoras María Isabel Ferrer de Velásquez y Libia Rincón Mora fueron declaradas nuevamente desaparecidas por la Fiscalía, debido, según el Fiscal General a inconsistencias registradas en los procesos de reconocimiento y levantamiento de actas.

El Fiscal General concluyó que aún no se pueden indilgar responsabilidades, pero se mantendrán las averiguaciones, como se ha hecho desde hace 30 años.

Por: Wilson Bonilla