Foto: Más de 12 millones de jóvenes, entre los 18 y los 28 años, están habilitados para ejercer el voto.

Gobierno busca disminuir altos índices de abstencionismo en jóvenes

Por: Sebastián Osorio Idárraga.

La abstención en Colombia es un común denominador cuando de elecciones políticas se trata. Este factor se da en todos los grupos poblacionales, pero en especial en los jóvenes, quienes se han alejado de la política por factores como la corrupción o la falta de honestidad por parte de los funcionarios.

Actualmente la Misión de Observación Electoral (MOE), desarrolla un estudio sobre qué tanto hablan los jóvenes del país acerca de política y democracia en las redes sociales. De acuerdo con Fabián Hernández, director de comunicaciones de la MOE, un análisis de 68.500 menciones, arrojó que sobre lo que más se habla en redes sociales es: conciertos, cines, fútbol y en sexto lugar, la política, las elecciones o votaciones, con un 4 %.

Asimismo, el funcionario agregó que el desencanto por este tema se debe a la corrupción y deslegitimidad que existe en la política colombiana, por lo que claramente este tema no está en el radar de los jóvenes.

Por otra parte, la MOE ha encontrado que desde los colegios tampoco se tiene una buena cultura de participación política, pues a pesar de que atraviesan procesos anuales para elegir representantes y personeros, esto se hace forma obligada.

Además, son escenarios electorales iguales a los actuales, “ya que se vive la compra y venta de votos, el que más haga publicidad, el que más ofrezca cosas imposibles a los niños, gana. Prácticas que en nada ayudan a un concepto amplio de la democracia”, finalizó Fabián Hernández.

¿Cuáles son los beneficios que otorga la ley a los jóvenes votantes?

En la Ley 403 de 1997, se establecen los beneficios con los cuales cuentan los colombianos por ejercer su derecho al voto en cada elección. A continuación, se destacarán aquellos que tienen más vigencia para los jóvenes del país:

  • Una rebaja del 10 % en el valor de la matrícula, en instituciones de educación superior públicas.
  • Prioridad en caso de igualdad para ingresar a la educación superior.
  • Preferencia en empleos de carreras del Estado.
  • Preferencia en la adjudicación de becas o subsidios
  • En el caso de los hombres, reducción en el tiempo del servicio militar y 10 % menos en el valor a cancelar en la expedición de la Libreta Militar.

Acceso a los beneficios

A nivel nacional se han presentado diferentes propuestas para modificar los incentivos al voto y así comprometer a muchas más personas en cada jornada electoral.

La Misión de Observación Electoral (MOE), realizó un estudio que reflejó que el incentivo del descuento del 10 % para matrículas de pregrados o posgrados en universidades públicas, es el más utilizado por los jóvenes del país. Cerca de dos millones de personas, entre el 2006 y 2016, accedieron al beneficio. Otro de los más utilizados, es el que da prioridad a los jóvenes cuando se presenta una igualdad en los exámenes de admisión, para un programa de instituciones de educación superior.

“Pocos ciudadanos conocen los efectivos a los que tienen derecho luego de ejercer el voto. Hay poca divulgación y poca pedagogía. Tampoco existe una autoridad del Estado, para vigilar si las instituciones que tienen que otorgar estos beneficios, lo están haciendo”, afirmó Marlon Pabón, subcoordinador del Observatorio de Justicia Electoral, de la MOE.

La funcionaria también recalcó que no todas las instituciones llevan un conteo de los beneficios otorgados, por lo cual, no hay forma de saber si ha sido positivo o negativo el impacto de los incentivos.

Reconocimiento a los primeros votantes

Para que los jóvenes tengan una motivación adicional en las próximas elecciones del Congreso de la República, la Registraduría Nacional otorgará un diploma de estímulo a las personas que por primera vez van a sufragar en las elecciones del 11 de marzo.

“Recién adquirida la ciudadanía, las personas están habilitadas para votar en las próximas elecciones y para promover su participación, vamos a dar un diploma electoral a cada uno de esos colombianos denominados ‘primeros votantes’”, aseguró el registrador nacional, Juan Carlos Galindo.

Cerca de 1.314.942 jóvenes que obtuvieron su mayoría de edad desde el 2 de junio de 2016 hasta el 11 de noviembre de 2017, podrán obtener este diploma por parte de la Registraduría.